Suscríbete a nuestro boletín

  • White Facebook Icon

© 2023 by TheHours. Proudly created with Wix.com

  • Mexteki

LA TRANSFORMACIÓN QUE VIENE

FACTORES EXTERNOS E INTERNOS DEL CAMBIO REVOLUCIONARIO


Pablo Moctezuma Barragán


Para lograr una transformación hace falta contar con condiciones internas y externas, esto es indudable. Pero lo fundamental son las condiciones internas. Para que nazca un pollo, hace falta un huevo (condiciones internas) que tenga los cuidados, la temperatura, humedad y ventilación necesarias (condiciones externas). Pero con los cuidados, temperatura, humedad y ventilación adecuadas nunca podremos empollar una piedra. Si no hay condiciones internas para la transformación todo es inútil, cuando existen éstas condiciones hace falta que se den también las condiciones externas y se da el cambio.


Para la transformación revolucionaria que solucione de raíz los principales problemas hace falta la idea y la iniciativa de un grupo organizado, su vínculo con el pueblo, la necesidad de defender derechos, el coraje contra la situación actual, la educación, concientización, movilización y organización de la lucha. Así iniciaron la primera transformación Hidalgo y Morelos, la segunda Benito Juárez, la tercera los revolucionarios antiporfiristas comenzando por Ricardo Flores Magón antes de 1910. Sin el liderazgo, la organización, la movilización, la dirección del liderazgo, la heroica lucha del pueblo nada absolutamente se hubiese logrado. Las condiciones internas fueron fundamentales para el triunfo de la transformación.

También hubo condiciones externas, en 1808 España fue invadida por Napoleón y los reyes huyeron cobardemente a Francia, esto generó condiciones en todas las colonias del Imperio Español, y años después en 1820, la revolución de Riego en España y la restauración de la Constitución de Cádiz de 1812 generaron condiciones externas para el triunfo de la Independencia.


Para el triunfo de la Reforma y en contra de la Intervención Francesa, Júarez jugó magistralmente con las contradicciones entre Europa y Estados Unidos y maniobró para enfrentar a EU contra Europa, además de que Estados Unidos estaba desarrollando la guerra civil interna, esas fueron condiciones externas que ayudaron. Incluso Juárez obtuvo ayuda de EU sin que en los hechos México perdiera nada en ese trato coyuntural.


Posteriormente para el triunfo de la Revolución ayudó mucho que EU se había involucrado en los preparativos y su participación en la Primera Guerra Mundial y que los revolucionarios supieron hacerse de armas provenientes de EU y años más tarde para que Lázaro Cárdenas lograra sus metas, el reparto agrario, la expropiación del petróleo, etc, fue importante que EU estaba a punto de enfrentarse al Eje nazifascista de Alemania, Japón e Italia, esas condiciones externas jugaron un papel importante.


Las condiciones externas se dan de un momento a otro. Lo importante es generar las condiciones de unión, dirección, organización internas para aprovechar el momento cuando se dé. En las luchas revolucionarias de todo el mundo el factor más importante es la unión del pueblo. No hay ni habrá fuerza en el mundo capaz de derrotar a un pueblo unido. Esa es la clave. Todo el esfuerzo del enemigo se centra en dividir al pueblo, todo nuestro esfuerzo en unirlo.


El pueblo español unido pudo derrotar a Napoleón Bonaparte cuando la invasión de 1808, el pueblo de México unido aplastó a los invasores franceses, la URSS pudo con el aparato militar nazifascista, los vietnamitas en 1975derrotaron al Imperio Yanki. Siempre porqué el pueblo se unió para lograr el objetivo. Recientemente la unión de 30 millones de mexicanos logró derrotar la dictadura neoliberal del PRIAN.


Hay quien trata de negar todos los triunfos populares diciendo que fueron fuerzas extranjeras las que lograron las victorias, nada más falso y absurdo. Y nos dicen que sin apoyo externo estamos perdidos. Tratan de desmoralizarnos con la idea de que el pueblo no puede, que tienen que venir de afuera a defenderlo, cuando la realidad es que todo progreso que se ha efectuado. ha sido obra, fundamentalmente, de la lucha del pueblo. La historia nos lo demuestra claramente.


México venció la más poderosa potencia militar que era Francia, porque Juárez supo unir al pueblo, mientras que en la invasión de 1847 de los norteamericanos Santa Anna tenía el pueblo dividido. Por eso la clave es unirnos, por encima de edades, género, color de piel, situación socioeconómica, partidos, ideologías, religiones, todos unirnos como mexicanos por la Soberanía Nacional y Social.


Hay quien se desmoraliza por el dominio actual de EU sobre México y creen que estamos condenados a vivir sometidos. Ven al Imperio Yanki como todopoderoso, y eso es falso. Sí que es actualmente la máxima potencia militar y económica, pero también es cierto que está en decadencia. Además si el pueblo se une y lucha, nadie podrá someterlo. Los patriotas no nos resignamos a vivir bajo el paraguas gringo y combatimos por un México plenamente independiente, donde el pueblo de México decida y mande y no las potencias extranjeras. Organicémonos para tener las condiciones internas para la liberación preparadas. Las condiciones externas ya están en gestación y vendrán seguramente. EU enfrenta una guerra civil soterrada, está en medio de crisis y contradicciones, así que no lo sobreestimemos. Y tampoco creamos que nos va a salvar China o Rusia o cualquier otra potencia. Será una vez más el pueblo mismo el artífice de sus victorias futuras. No sigamos esperando soluciones mágicas de afuera, cuando la solución está aquí y en nosotros.



Tengamos confianza en nosotros mismos, tenemos el potencial de cumplir nuestra aspiraciones que son las de todo el pueblo, por la Soberanía e Independencia, democracia, justicia y paz. Vamos a organizarnos para lograrlo. ¡Sí se puede!