150 años de su muerte: Margarita Maza de Juárez

Valentina Galeana

Margarita Maza de Juárez, fue una mujer inteligente y de gran carácter que siempre apoyó al Benemérito de las Américas, en su lucha por la tolerancia religiosa y un estado laico en México. Los documentos epistolares revelan la relación de apoyo mutuo durante el conflictivo período de la reforma y las invasiones militares a México. Margarita Eustaquia Maza Parada nació en Oaxaca el 29 de marzo de 1826, fue hija de Genovés Antonio Padilla y de Petra Parada, su infancia la vivió en un hogar cómodo y refinado.


Contrae nupcias con Benito Juárez el 31 de julio de 1843, Margarita con 17 años y Juárez con 37 años en medio de una sociedad masculina donde la protección moral de la mujer constituía la primera preocupación, la mujer se consideraba en las clases altas una criatura angelical más que humana y era preciso aislarla y preservarla de cualquier tentación, su destino era quedarse en casa y como máximo ver el mundo por su ventana. Margarita Maza rompió con esos moldes, y no le importó el escándalo social y se convirtió en la consejera y compañera de Benito Juárez.

Durante toda su vida, tuvieron doce hijos, nueve mujeres y tres varones en Oaxaca, nacieron Manuela en 1844; Felicitas en 1845; Margarita en 1848; María Guadalupe en 1849; Soledad en 1850; Amada en 1851; Benito en 1852; María de Jesús y Josefa que eran gemelas en 1854; José María en 1857; Francisco en 1860, en el estado de Veracruz y Antonio que nació en Saltillo en 1854, de los doce, murieron cinco muy pequeños causando gran sufrimiento a la pareja, previamente Juárez había tenido una relación con Juana Rosa Chagoya, quien murió pronto pero dejó dos hijos Tereso y Susana que tendrían cinco y tres años cuando Margarita y Benito se casaron.

Margarita vivió momentos muy complejos que solo sus convicciones y su amor a la patria la sostuvieron, cuando su esposo fue perseguido por el entonces gobernador de Oaxaca, Martínez Pinillos y aprendido el 27 de mayo de 1853 por José Santa Ana, en seguida fue remitido a Jalapa, Jonacatepec, Perote y Puebla de donde fue trasladado como prisionero a San Juan de Ulúa condenado al destierro en la Habana y más tarde en la Ciudad de Nueva Orleans, donde se integró al grupo de exiliados y se encontró con Guillermo Prieto, Melchor Ocampo, Ponciano Arriaga, José María Mata y otros liberales, se forma una familia de patriotas que buscan derrotar la dictadura de Santa Ana.

Margarita Maza se queda a cargo de sus hijos, fue perseguida por el general José María Lobos encargado del poder militar de Oaxaca y enemigo de las ideas de Juárez y se refugió en diferentes haciendas como Los Naranjos y Santa Gertrudis entre otras, después de algunos meses Margarita regresa a Oaxaca donde estableció una pequeña tienda en la Ciudad de Etla y enviando apoyo económico a Juárez, sin embargo, la dictadura de Santa Ana se desmorona cuando dan a conocer el plan de Ayutla. Juan Álvarez e Ignacio Comonfort proponen una nueva constitución y los exiliados buscan la forma de regresar a México para colaborar en la causa revolucionaria y en 1855 Margarita se reúne con Juárez

Después de publicadas las leyes de reforma en donde se limitaba legalmente el poder de la iglesia, así como confiscar sus propiedades y la separación de ésta de los asuntos políticos, en consecuencia Francia invade a México por segunda vez, Margarita vuelve a separarse de Juárez más no lo abandona, Margarita y sus hijas organizan reuniones, obras y otros pequeños eventos para recaudar fondos para apoyar la causa y a hospitales.

El trabajo político de Margarita Maza de Juárez fue visible como una mujer liberal inteligente y de gran carácter capaz de dispensar consejos políticos, descubierta por el gobierno imperialista de Maximiliano se vio en la necesidad de huir a Estados Unidos durante este exilio mueren dos de sus hijos, tuvo que ser fuerte y mandarle palabras de aliento a su esposo mediante cartas, pero llevó a cabo un magnífico trabajo diplomático, fungió como enlace con políticos que respaldaban la lucha juarista en contra de los invasores franceses y los conservadores, una vez alcanzado el triunfo sobre los imperialistas Margarita Maza de Juárez regresa a México y nuevamente se reencuentra con su esposo.

Benito Juárez se encontraba en su segundo periodo presidencial, cuando los médicos le informan que su esposa se encuentra gravemente enferma, y aun con su enfermedad ella seguía paseando por Bucareli. El 2 de enero de 1871 de estar enferma por más de un año recibe los santos óleos y pidió ser inhumada con las cenizas de sus hijos e hijas que habían muerto años atrás, con su familia reunida a su lado, muere, las órdenes de Juárez de no informar públicamente el fallecimiento de su esposa y también que no se le acercara ningún político ya que se venían tiempos electorales. Juárez no quería que se mezclase este triste acontecimiento con la política, sin embargo, todos los periódicos publicaron la noticia, el país entro en luto, moños negros en edificaciones, suspensión de obras teatrales y otras manifestaciones, cientos de personas acompañaron el cuerpo de Margarita Maza de Juárez al cementerio de San Fernando.