ESTE PRIMERO DE MAYO DE 2022 DEMANDAN LAS Y LOS TRABAJADORES

ESTE PRIMERO DE MAYO DE 2022 DEMANDAN LAS Y LOS TRABAJADORES Y SUS SINDICATOS COMBATIVOS LA SUSPENSIÓN DE LOS INMENSOS PAGOS DE LA DEUDA.


Congreso de la Soberanía


Los trabajadores y trabajadoras mexicanos hemos sufrido cada vez más explotación durante las últimas décadas y en la actualidad hemos sido víctimas de los efectos de la pandemia de COVID y de la crisis y últimamente de las consecuencias mundiales derivadas de la guerra Ucrania y Rusia. De modo que se dispara la inflación lo que encarece la vida, se frena el crecimiento económico y la recuperación del empleo y se deteriora el nivel de vida de la clase obrera.

Estamos ante una emergencia nacional, tanto económica como por la falta de agua y servicios de salud colapsados. En esta situación es obligado tomar medidas de emergencia para que el Estado disponga de recursos para atender las demandas más apremiantes de trabajadoras y trabajadores.


Una medida necesaria es la suspensión de pagos de la deuda pública para que el gobierno federal tenga recursos extra disponibles. Este pago sumó 687 mil millones de pesos en 2021 y el año actual puede llegar a 869 mil millones de pesos. En los próximos dos años seguirá creciendo a más de un millón de millones de pesos. Esa deuda ha sido producto de la corrupción de los gobiernos neoliberales, la clase obrera no debe cargar ese peso sobre sus espaldas. Ese dinero es necesario para atender las demandas de los trabajadores. Además, un impuesto a los grandes millonarios, que en medio de la pandemia han aumentado sus fortunas y una reforma fiscal progresiva en la que pague más quien más gana es otra fuente de recursos que se requieren para salvar la situación.

Con ese dinero se debe fortalecer los servicios de salud y al IMSS, al Infonavit, un programa de cosecha de agua de lluvia, a un sistema de pensiones público que aseguren la jubilación digna, la tan necesaria generación de empleos bien pagados a nivel local, regional y nacional, la mejora de la red de guarderías y ampliar las prestaciones para las y los trabajadores.

La suspensión inmediata del pago de la deuda pública es en 2022 una demanda central, emplear un par de años ese dinero, en la emergencia, crearía alternativas, auditarla, renegociar a la baja aligeraría a largo plazo la carga de la deuda y daría recursos adicionales.

En medio de la emergencia económica y de salud la clase obrera y sus sindicatos demandan la suspensión de pagos ya.