La Luz del Mundo y las transgresiones de Naasón Joaquín

Bernardo Barranco V.


Naasón Joaquín García, llamado Apóstol de Jesucristo de la Iglesia La Luz del Mundo (ILLDM), se declaró culpable el viernes de cargos de abuso sexual de menores. Cuando todos esperaban el inicio del juicio este lunes, la defensa y la fiscalía llegaron a un acuerdo. Para muchos, evitaría la cadena perpetua, para otros, soslayaría evidenciar las acusaciones de víctimas, testimonios y divulgación de materiales fotográficos, uso de drogas y videos inculpadores. Ante el alud de evidencias, al parecer el Apóstol negocia una sentencia como alternativa a la absoluta debacle mediática. Naasón Joaquín fue detenido en 2019 en Los Ángeles, acusado de abuso sexual infantil, tráfico de personas y pornografía infantil, entre otros cargos. El Apóstol en todo momento negó los cargos y se declaró inocente. Sus abogados presentaron mociones para desestimar el caso. Se argumentó que la fiscalía y las supuestas víctimas montaron una trama para inculpar al líder religioso. Si realmente fuera inocente, como él sostenía, la verdad saldría a la luz en el juicio y emergería redimido. Sin embargo, sus mociones y apelaciones fueron todas desechadas. Existen antecedentes en denuncias penales a su padre, Samuel Joaquín Flores, también Apóstol entre 1964 y 2014. Se le acusó, en los 90, de abusos sexuales y la existencia de un séquito de esclavas sexuales. No prosperaron las imputaciones y fueron desechadas por irregularidades de procedimiento. El anuncio de los abogados del actual Apóstol ha desatado reacciones antagónicas. Gran parte de la feligresía y de la dirigencia de la Iglesia sigue creyendo en la inocencia de su guía. Enarbolan persecución y niegan toda imputación. Las víctimas y ex miembros de la Iglesia reprochan a la fiscalía no haber procedido con un juicio que evidenciara los abusos y crímenes del líder religioso. Califican a sectores de la feligresía de la ILLDM como cómplices y encubridores de las perversiones de Naasón Joaquín, como ocurre en la Iglesia católica.

El encarcelamiento del Apóstol ha cimbrado debido al rol sacral que desempeña. Expertos lo refieren como un pentecostalismo heterodoxo dada la exaltación y énfasis en su líder. La centralidad en torno a él direcciona a la Iglesia hacia una singularidad que, por un lado, le ha permitido una sólida cohesión institucional, pero por otro ha despertado críticas entre otros movimientos evangélicos.

La ILLDM es una de las asociaciones religiosas más importantes en México. Fue fundada en Guadalajara por Eusebio Joaquín González (1898-1964) en abril de 1926. En pleno conflicto cristero, se desarrolló en el Bajío mexicano tan católico como intolerante. La Luz del Mundo hizo de los principios juaristas, laicos y del nacionalismo mexicano su bandera de identidad social.


Como muchas iglesias evangélicas de corte pentecostal, tiene una amplia base social popular, promueve no sólo la salvación del alma, sino la prosperidad de su feligresía. En otras palabras, existe una oferta de redención y de bienestar social. Fórmula que la ha llevado a la expansión tanto nacional como internacional. La mayoría de la membresía encuentra seguridad y estabilidad en ella, es decir, contribuye, como señala la investigadora Patricia Fortuny, a ligar la ciudadanía con la religión, los miembros de la Iglesia obtienen mediante su creencia determinada conducta cívica que implica el deber de comportarse como buenos ciudadanos.

Dicen tener 5 millones de adherentes en 50 países. Como todas las iglesias, aun la católica, la ILLM ha desarrollado, para provecho propio, prácticas sociales y ha interactuado en el terreno político, con gobiernos y partidos. Hace lustros se habló de alianzas con el PRI; ahora, con Movimiento Ciudadano en Jalisco.

La historia de a ILLDM ha estado marcada por muchas controversias. Ha estado en polémicas, como las que desató Jorge Erdely en 1997 al encabezar una campaña mediática, acusando a la Iglesia como secta destructiva y suicida. Hoy Erdely es un pastor prófugo de la justicia por el caso de las Casitas del Sur. En mayo de 2019, el homenaje que la Iglesia realizó a su Apóstol en Bellas Artes, titulado: El guardián del espejo, causó gran polémica política, pues asistieron indebidamente altos dirigentes y legisladores de Morena. Muchos católicos, especialmente de Guadalajara, sentencian que La Luz del Mundo es una extraña mezcla de evangelismo pentecostal, política propriísta o de otro partido en turno, anticatolicismo y proximidad a la masonería.

A diferencia de otros grupos, la ILLDM tiene un gobierno que gira en torno al Apóstol. Los movimientos pentecostales tienen generalmente gobiernos congregacionales o episcopales, esto es, que sus dirigentes son nombrados por un grupo de pastores que forman parte de la cúpula. La crisis actual de su cabeza repercute en el cuerpo entero de la institución.

Al momento de escribir estas líneas, desconozco el calibre de la sentencia. Me parece que se abre una ventada de oportunidades para la Iglesia. No tanto su parte doctrinal, sino en el diseño de su gobierno. Pero primero: la verdad. Si existen, los videos, fotos y grabaciones saldrán a la luz pública tarde o temprano. Debe haber autocrítica y corrección; de haber delinquido Naasón no lo hizo solo y la Iglesia debe una explicación a la sociedad y su propia feligresía. Debe tener enfoque a las víctimas. Saber deslindarse del comportamiento de perversión sexual sagrada. La verdad nos hará libres.