• Mexteki

Más Inflación, más Deuda Pública

Peligro de crisis e inestabilidad financiera

Héctor Torres González

La inflación en México se ha disparado en este año. En la primera quincena de noviembre la inflación anualizada es de 7.05%, más del doble que la Cámara de Diputados había determinado en el Paquete Económico para 2021 y la más alta en 20 años. En 2019 la inflación fue de 2.83% y en 2020 del 3.15%.

La inflación es ya un grave problema mundial. La economía capitalista mundial acaba de vivir su peor recesión el año pasado y aún no se reactiva totalmente y aparece el alza continua de precios, que no es transitorio, sino que se va a prolongar hasta, cuando menos, a mediados de 2022. La causa de esta alza de precios es debido a la misma reactivación que demanda de materias primas, enérgeticos y más bienes de consumo. Los grandes gastos de los gobiernos para salir de la crisis son también causa de la inflación. Pero también contribuye al aumento de precios la escasez de materias primas, de suministros y de infraestructura para desplazar las mercancías que se almacenan en los puertos, como también la escasez de mano de obra empleada en el transporte en algunos países. El elevado precio de los energéticos afecta la producción agrícola y repercute en los precios de los alimentos.