Fuera corporaciones de comida ultra procesada

Pro Izcuauhtli Paz

En un mundo industrializado en manos de grandes corporaciones internacionales mediadas por un sistema capitalista en una fase neoliberal, el consumo de comida chatarra y ultra procesada aumenta día a día y aunque México cuenta con grandes ventajas geográficas para establecer un modelo de producción que satisfaga las necesidades alimenticias en el país es mayor consumidor de alimentos ultra procesados en América Latina.


La comida ultra procesada es altamente rica en sales, grasas y azúcares lo que la vuelve energéticamente densa, está adicionada con componentes químicos como emulsionantes, colorantes, conservadores, potenciadores de sabor que pueden llegar a ser muy dañinos como el glutamato monosódico que afecta el sistema nervioso, mata neuronas, aumenta la palatabilidad, produce el deseo de seguir comiendo. Estos alimentos carecen de nutrientes como proteínas, fibra alimentaria, minerales y vitamina, aunque los aditivos que contienen pasan por pruebas para verificar su seguridad, no son nada saludables y se combinan, esas mezclas regularmente no son probadas.

Estos alimentos causan grandes daños a la salud que van desde la muerte celular hasta el desarrollo de enfermedades como dislipidemias, síndromes metabólicos en infantes, diabetes, hipertensión, obesidad, cardiopatías, enfermedades crónico-degenerativas en adultos. En México son el 73% en adultos y 35% de infantes quienes presentan obesidad, al año mueren casi 60 mil personas por diabetes, a nivel mundial somos el segundo lugar, seguido por EE. UU.

El consumo de los alimentos ultra procesados entre los mexicanos va en aumento, del 1984 al 2016 la compra de estos se ha triplicado, actualmente se compran 212 kilogramos de estos productos por persona al año, a nivel mundial las ventas se han incrementado en un 34.5%, mientras se enriquecen los sistemas de salud nacionales e internacionales colapsan.

Finalmente, esto se convierte en un negocio redondo por un lado, las corporaciones de alimentos ultra procesados enriqueciéndose a costa de la salud de millones de personas y por otro lado, las corporaciones de la industria farmacéutica también se enriquecen con la falta de salud.

Son estas 10 corporaciones las que registraron mayores ganancias en el 2016 a nivel mundial, Nestlé (Suiza). Ingresos en 2015: 87.000 millones de dólares, PepsiCo (Nueva York). Ingresos en 2015: 63.000 millones de dólares, Unilever (Londres y Róterdam). Ingresos en 2015: 59.100 millones de dólares, Coca-Cola (Atlanta. EE. UU.). Ingresos en 2015: 44.300 millones de dólares, Mars (McLean, Virginia. EE. UU.). Ingresos en 2015: 33.000 millones de dólares, Mondelez (Deerfield, Illinois. EE. UU.). Ingresos en 2015: 29.600 millones de dólares, Danone (París). Ingresos en 2015: 24.900 millones de dólares, General Mills (Golden Valley, Minnesota. EE. UU.). Ingresos en 2015: 17.600 millones de dólares, Associated British Foods (Londres). Ingresos en 2015: 16.600 millones de dólares, Kellogg 's (Battle Creek, Míchigan. EE. UU.). Ingresos en 2015: 13.500 millones de dólares.

En México, en marzo del 2019 el gobierno federal publicó la norma mexicana 051, la cual obligaría a la industria a colocar sellos negros en sus productos para advertir que contienen exceso de grasas saturadas, grasas trans, azúcares, sodio y calorías, pero no esta medida no ha logrado disminuir efectivamente el consumo de comida insana.

En octubre de este año La Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) anunció la posibilidad de retirar del mercado algunas sopas instantáneas debido a su bajo aporte nutrimental y se ha encontrado la presencia de glutamato monosódico, es lamentable que este alimento sea tan popular en la población de jóvenes debido a su costo y rapidez en la preparación, sumado a que las corporaciones de alimentos ultra procesado invierten grandes cantidades para publicitar sus productos.