• Mexteki

La Nueva Central de Trabajadores EXIGE IR A FONDO

CONTRA EL OUTSOURCING.

Demandamos la aplicación del convenio 144 de la OIT, con la participación de las organizaciones sindicales auténticas dentro del proceso legislativo.

La iniciativa de ley en contra de la subcontratación presentada por el presidente López Obrador, significa un enérgico paso adelante para acabar con una figura de simulación laboral que lacera los derechos de más de 4 millones de trabajadores y trabajadoras en México; objetivo por el que las organizaciones de la Nueva Central de Trabajadores (NCT) hemos luchado por largos años.


Sin embargo, durante los últimos días diversos grupos empresariales han realizado maniobras políticas, legislativas y mediáticas, a fin de realizar cambios a la iniciativa presentada originalmente por la Presidencia de la República, para limitar con ello su alcance en favor de sus propios intereses y el Ejecutivo ha abierto la puerta para negociarlo. En cambio, el movimiento sindical democrático e independiente no ha sido consultado, ni llamado a participar en el diálogo, por tal motivo. Exigimos que se nos tome en cuenta en la elaboración de esta propuesta legislativa.

Para la NCT, luchar contra la subcontratación y otras formas perversas del llamado outsourcing es indispensable para resarcir el daño provocado por la Reforma Laboral de 2012, impulsada por Felipe Calderón y respaldada por Enrique Peña Nieto, no impidió a los empleadores legalizar la evasión de obligaciones patronales, de orden laboral, fiscal y de seguridad social, despojando a millones de trabajadores de derechos fundamentales como el salario digno, la contratación colectiva, el derecho a la sindicalización, una jornada de trabajo digna, la seguridad social y la estabilidad laboral. De igual forma, será necesario que se concrete la declaración presidencial que afirma que el gobierno erradicará el uso de la subcontratación en todas sus actividades y dependencias, y llamamos a actuar realmente en consecuencia, extendiendo esto a las empresas concursantes y ganadoras de proyectos convocados por el gobierno.

Al mismo tiempo, no podemos dejar de señalar que el outsourcing no consiste solamente en empresas suministradoras de personal. La simulación laboral opera en múltiples formas, afectando a cientos de miles de trabajadores, especialmente por parte de las propias instancias de gobierno como los contratos por “honorarios” u otras formas encubiertas por las que los patrones eluden sus responsabilidades laborales. La propia iniciativa presidencial no es clara respecto a la limitación de la subcontratación de “servicios especiales”. Por ello, requerimos de un conjunto de reformas que vayan a fondo en el rescate y la protección de los derechos individuales y colectivos de las y los trabajadores.

Por ello, los sindicatos y cooperativas de la NCT manifestamos nuestra voluntad de apoyar la iniciativa presidencial en todo lo que está dirigido en contra de la precarización del trabajo que conlleva la subcontratación, al tiempo que demandamos la participación social en este proceso legislativo para garantizar que se tomen en cuenta las exigencias y propuestas de las y los trabajadores. En este último sentido, exigimos el cumplimiento del Convenio 144 de la OIT, para que se garantice un amplio ejercicio de discusión, que incluya a las organizaciones sindicales auténticas.

La defensa de los derechos laborales es una tarea que corresponde prioritariamente a los trabajadores y sus organizaciones. Por tal motivo, convocamos a impulsar un amplio ejercicio de discusión entre las organizaciones democráticas e independientes, a fin de consensar un plan de acción que nos permita aprovechar para bien de la clase trabajadora esta coyuntura legislativa.

FRATERNALMENTE.

“La Emancipación de los Trabajadores es Obra de los Trabajadores Mismos”.


Nueva Central de Trabajadores.

Ciudad de México a 26 de noviembre de 2020.