• Mexteki

RESISTENCIA EJEMPLAR DE UNA MUJER

Pablo Moctezuma


El 15 de septiembre de 1810, Josefa y su esposo fueron detenidos y trasladados, ella al Convento de Santa Clara y él en el Convento de la Cruz. Incluso sus hijos fueron apresados, se sabía que la hija de Miguel era novia de Allende, quien estaba denunciado. También se detuvo a los asistentes a las tertulias literarias. Se tomaron grandes previsiones, como se sabía que en Querétaro habría también un levantamiento, el virrey Francisco Javier Venegas le ordenó el 17 de septiembre a Félix María Calleja que se desplazara de San Luis Potosí a Querétaro.



Aunque ya habían sido descubiertos, los Corregidores eran personas muy prominentes y el gobierno virreinal necesitaba más pruebas para inculparlos. A toda prisa el gobierno investigaba la participación del Corregidor y su esposa en el complot.


El virrey mandó al alcalde de la Sala del Crimen Juan Collado a Querétaro para iniciar el proceso en contra de los conspiradores. No podían retenerlos mucho tiempo, además eran muy queridos y el pueblo de Querétaro y los indígenas exigían su liberación, para no calentar más los ánimos en el momento mismo que se levantaba una gran insurrección en la región, por órdenes de Collado que determinó que “no tenía importancia la conspiración” (Hurtado 114) fue liberado el Corregidor y a Josefa se le mantuvo presa hasta el 22 de octubre, pero se les mantuvo bien vigilados desde entonces. A pesar de todo Josefa seguía apoyando, mandando información a los Insurgentes e incluso frente a los españoles no disimulaba su odio. ¡Era en verdad intrépida! Un verdadero “Volcán de pasiones”. A pesar de las flaquezas de su marido, mandando dinero e información y sin perder la oportunidad de convencer a otros para unirse a la causa.


Para disimular el Corregidor y el Ayuntamiento de Querétaro le escribieron al virrey una carta en la que le exponían que la insurgencia no había iniciado en la ciudad de Querétaro. Por su parte, para proteger la Plaza el virrey mandó a 12,000 efectivos fuertemente armados. Además, siguió la cacería de Insurgentes. Al Corregidor se le ordenó recolectar dinero, hombres, alimentos, vestuario para el ejercito realista y tuvo que hacerlo, pero de manera lenta. (Hurtado 129). Escritos anónimos seguían delatando a Josefa y Miguel.


El 15 de julio de 1812 Josefa volvió a ser madre de una niña a quien puso María del Carmen Camila de Jesús. En esas épocas Josefa mantenía comunicación con José María Morelos y Pavón e Ignacio López Rayón por medio de “Los Guadalupes”. Al parecer les informaba de los sucesos relevantes de la región. (Martín Hurtado 153).  Josefa no se daba por vencida.

Josefa Ortiz crio a 14 hijos y no descuidó sus ideas liberales. Últimamente los vendedores de historias han inventado que todo lo hizo porque tenía una relación con Iturbide y no por su ímpetu libertario "¡Que misoginia más terrible! ¿Por qué no les puede entrar en la cabeza que una mujer pueda tener un papel heroico de esa dimensión?", cuestionó González Gamio. "Esta valentía de Josefa, que no se somete ni al marido, es para resaltar en esa época", analizó. Es sabido que Iturbide era novio de la hija de Miguel. De ahí viene la tergiversación de que su relación era con Allende.


En España al triunfo del heroico pueblo llano español contra los invasores ejércitos franceses se promulgó la Constitución de Cádiz que daba representación a sus colonias, se organizaron elecciones en 1813 para renovar los regidores de los Ayuntamientos, que antes eran perpetuos.


<