Sembrado al chile

Aprende cómo cultivar en casa, es muy fácil.

Por Izcuauhtli Paz


El chile es parte fundamental de la comida mexicana, pero también es muy común en varios países en el mundo. Todas variedades del chile pertenecen al género Capsicum, ya que contienen una oleorresina llamada capsaicina, que es componente activo responsable del picor.



El chile también llamado chilli,  xilli,   aji, es utilizado en muchos de los alimentos, pero además tiene grandes beneficios en la salud, por lo que diferentes culturas lo han utilizado en recetas culinarias y en la medicina tradicional por sus propiedades curativas. 

Es utilizado como anti inflamatorio, para dolores por artritis reumatoide u osteoartritis, musculares y articulares, reduce los niveles de colesterol, triglicéridos en la sangre y ataques  al corazón, sirve como descongestionante, reduce algunas de las células cancerígenas del colon, próstata y leucemia, es acelerador de metabolismo ayuda por lo tanto a quemar grasa del cuerpo, disminuye el crecimiento de Helicobacter pylori causante de algunas ulceras, estimula la coagulación sanguínea, tiene propiedades anti microbianas. Además de la capsaicina los chiles de color rojo contienen un alto contenido en betacarotenos, que son transformados en vitamina A en nuestro organismo, además de ser antioxidantes.


La capsaicina es un compuesto fuerte se ha llegado a comparar con la mezcalina, cuando comemos mucho picante podemos llegar a tener la sensación de mareo. Si se abusa del consumo de Capsicum las reacciones podrían ser irritación de estómago, sudoración, sofocación y secreción nasal. Su consumo por periodos prolongados y en grandes cantidades podría ocasionar daño al hígado, estomago, colon, riñón.

Tener una maceta en casa con chiles frescos, para cuando tú los necesites es muy fácil, ¡inténtalo!


•             MACETA O CONTENEDOR.  Selecciona una maceta o recipiente donde

sembraras tus chiles, son pequeños arbustos, dependiendo de la variedad pueden crecer hasta 90 cm, requieren de un contenedor con una profundidad mínima de 30 cm, es muy importante para el drenaje y que tu planta no se pudra que el contenedor tenga orificios en la base.


•             SEMILLAS. Tenemos que elegir la variedad a sembrar, las semillas las puedes obtener en tiendas de semillas, viveros o de los chiles que tienes casa (si las semillas que utilizaste son de casa y no germinan, recuerda que muchos de los vegetales que compramos son de semillas modificas genéticamente y pierden la capacidad de reproducción), si decides utilizar los chiles de casa, retira de manera manual las semillas, enjuaga con suficiente agua y déjalas secar en un lugar sombreado, nunca directo al sol.


•             SIEMBRA. En el fondo de la maceta o contenedor puedes colocar un poco de grava para evitar que el agua se estanque y obtener mejores resultados, rellena con tierra preparada (puedes prepararla tú mismo, 1/5 de composta y/o lombricomposta, 3/5 de tierra negra y 1/5 de tierra de hoja), recuerda que la tierra siempre tiene que estar húmeda. Una vez que tus semillas están limpias, secas y tu recipiente o maceta están listas, coloca las semillas a 3 cm de distancia entre ellas, entierra a una profundidad de 3 veces el tamaño de las semillas, si esta mide 0.5cm tendrás que sembrarla a 1.5 cm de profundidad, coloca 3 semillas por orificio.


•             COSECHA. Las semillas tardarán en germinar de 10 a 30 días, ten paciencia las semillas de chile tardan más en germinar que otras hortalizas, recuerda mantener siempre húmeda la tierra el riego dependerá de la incidencia de calor que exista en el lugar y espacio que coloques tu maceta o contenedor, busca un lugar cálido los chiles prefieren lugares calientes que tenga luz al menos 4 horas al día. De 3 a 4 meses recoge tus chiles, ten por seguro que vale la pena la espera.


•             MEJORA. Experimenta con el tipo de sustrato, contenedores, diferentes espacios en tu casa, diferente periodicidad en el riego, variar en las especies de chile que cultivas.

Aprovecha de sus beneficios al máximo, por ejemplo:


Insecticida orgánico: tritura con agua 200 gr de chile entre más picoso más capsaicina y por lo tanto más eficiente, tritura también 30 gr de ajo, cuela y coloca en un aspersor. Aplica antes de cada riego por 7 días y te ayudara a combatir en tus plantas, ácaros, caracoles, gorgojos, insectos masticadores.


Suscríbete a nuestro boletín

Este espacio fue creado para la libre expresión y publicación de artículos de diversos autores quienes son responsables de los mismos. ExpressArte Internacional y/o Expre Interna y sus representados no se responsabilizan por las opiniones vertidas y/o publicaciones desde la creación de su página, cuenta o portal de Facebook, estas son responsabilidad de quién las escribe exclusivamente, no de quién las publica.

  • White Facebook Icon

© 2023 by TheHours. Proudly created with Wix.com